.comment-link {margin-left:.6em;}

Jambo Bwana

domingo, julio 31, 2011

Un improvisado mariposario

Con motivo de nuestra escapada a Oporto, hace unas semanas, ha ocurrido algo tan digno de mención como nuestra experiencia, hace un año, de Treinta y dos en la carretera. La puesta en marcha de un experimento para criar mariposas machaon ha convertido un habitáculo de nuestra casa en un improvisado mariposario al más puro estilo del que existe, por ejemplo, en la localidad tinerfeña de Icod de los Vinos.



Próximas a formar la crisálida de la que debe emerger la mariposa, las voraces orugas de Papilio machaon fueron depositadas en uno de los cuartos de baño con un tiesto con su planta nutricia en abundancia (ruda) para asegurar su alimentación durante nuestra ausencia. Un problema de cálculo hizo el resto. Las orugas formaron la crisálida antes de tiempo y no donde debían.





El resultado ha sido el improvisado mariposario que da título a esta entrada. Tranquilos que serán liberadas para que vuelen libremente por esos mundos de Dios. Pero, mientras tanto, a la espera que surjan todas ellas, la experiencia de hacer aguas mayores mientras revolotean los machaones os aseguro que es una experiencia única.

Etiquetas: , , , ,

Búsqueda personalizada

sábado, julio 16, 2011

Sainetes

La Asociación Cultural El Imperdible nos deleita estos días con la representación de Sainetes, dirigida por Félix Espinosa, en Miraflores de la Sierra. Se trata de una de las escasas ofertas culturales de este pueblo serrano, más habituado a promocionar rallys por las carreteras de la Sierra y Fiestas de la Cerveza. Que una compañía local como El Imperdible lleve 13 años promoviendo representaciones teatrales para los macureños es de agradecer, con representaciones tales como La casa de Bernarda Alba, El sueño de una noche de verano o La venganza de Don Mendo, por poner algunos ejemplos clásicos.



Como reza el folleto del programa de la representación: Nos encontramos en una ciudad imaginaria... o mejor en un pueblo imposible, o mejor en una aldea inventada, donde todo es posible y todo lo que ocurre improbable.







Tres historias, a cual más hilarante y cotidianamente absurdas, despiertan las carcajadas de un público ávido de olvidarse de la crisis económica en la que estamos inmersos. Dos novios muy especiales que los son gracias a las nuevas tecnologías se conocen al fin en el Parque Maria Risa.









Un juicio por una pequeña falta es la trama del segundo sainete que desborda intriga y misterio a raudales en torno a un bulto negro. Y hasta ahí se puede contar.





La esperada llegada al mundo del hijo de Niceto pone de manifiesto una serie de intrigas con un final inesperado para el sainete que cierra el espectáculo.



A petición de un integrante de El Imperdible hicimos un amplio reportaje fotográfico el día del estreno (jueves 14), del que para muestra vale un botón. El reportaje completo lo cederemos a esta Asociación Cultural para los efectos que estime oportunos. Pero, en cualquier caso, ¡no os perdáis esta representación!

Búsqueda personalizada

lunes, julio 11, 2011

¡Vaya semanita!

Una de las aficiones más inquietantes de mi mujer es la de hacer obras en casa. Ello conlleva la necesaria obligatoriedad de tener que pintar. Como en el otoño pasado se renovaron las ventanas de casi toda la casa, ha habido que pintarla entera, algo incómodo porque, aunque lo hagan los pintores, todo queda patas arriba durante unos días auténticamente estresantes. Y eso es lo que ha ocurrido durante la semana pasada.





Aprovechando que nuestras hijas se encuentran de campamento, se pidió la semana de vacaciones para supervisar las tareas de pintura. Es lo que llamo yo unas vacaciones masocas. Si hace dos años, por estas mismas fechas, nos encontrábamos en Tanzania y hace un año de Paradores, este año tocaba zafarrancho. Lo malo de pintar es que luego tocan agotadoras e interminables palizas de limpieza. Es por ello por lo que, y para recompensarse de la semanita que hemos padecido, había programado una escapada de fin de semana a Oporto, donde habíamos dejado cosas pendientes en una visita anterior. Su centro histórico, Patrimonio de la Humanidad, es muy interesante y agradable.



Subida a la Torre dos Clerigos para admirar Oporto desde una posición privilegiada. Lo malo fue que llovía y había niebla.



O las pequeñas iglesias decoradas de azulejos, hermosas por fuera y anodinas en su interior. Y, ¡cómo no!, el obligado crucero de los seis puentes por el Duero.





Además, con el billete del crucero te invitan a la visita de alguna bodega de las que abundan en la otra parte del río, en Vila Nova de Gaia, donde se puede degustar alguno de los deliciosos vinos de Oporto, además de las explicaciones de su elaboración, muy diferentes a la de los vinos de Jerez, por poner un ejemplo y ya que también visitamos alguna bodega en nuestra estadía en esa ciudad andaluza.



Deliciosa cena a orillas del Duero a base de bacalao a la parrilla o arroz de marisco por un precio mucho más que asequible.



A la mañana siguiente (ayer), rápidas visitas a lugares muy recomendables: el impresionante Palacio de la Bolsa y callejear por Oporto para descubrir la belleza singular de esta ciudad muy recomendable para escapadas rápidas.





Eso sí, recordando que, a la vuelta, nos espera el zafarrancho de limpieza aparcado durante el fin de semana.

Etiquetas: , , , , ,

Búsqueda personalizada

domingo, julio 03, 2011

La Dama del Armiño en Madrid

La poco extensa producción pictórica de Leonardo da Vinci se encuentra tan extendida por el mundo como sus famosos Códices. Admirar los cuadros del gran genio del Renacimiento implica viajar a París, Milán, Florencia, Múnich, Londres, Cracovia y San Petersburgo, según se acepte o no su autoría en los dos cuadros que hay en el Museo del Hermitage. París, Milán, Florencia y San Petersburgo son algunas de nuestras chinchetas que figuran en nuestro mapa de lugares visitados. Si a finales de año teníamos la oportunidad de admirar La última cena en Milán, y hace unos meses Anunciación y el impresionante aunque inacabado Adoración de los Magos, hace unas semanas, y sin movernos de Madrid, hemos tenido la oportunidad de contemplar y admirar el célebre La dama del armiño, ubicado en el Museo Czartoryski, de la ciudad polaca de Cracovia.



Rodeado de grandes medidas de seguridad, el cuadro de Leonardo se exhibe en Madrid desde el 1 de Junio en el Palacio Real, dentro de la exposición Polonia: tesoros y colecciones artísticas. Una oportunidad única ya que, tras visitar Berlín y Londres, volverá a Cracovia de donde no volverá a salir en más de diez años. Había que estar y estuvimos.



Como son muchos los recursos en Internet que nos cuentan la historia del cuadro, no vamos a repetirla nosotros aquí. Durante buen rato estuvimos deleitándonos con esta magnífica obra pese a los irresponsables actos de restauración a que ha sido sometida durante su más que curioso pasado. El característico sfumato, más que llamativo en La Gioconda, es una de las principales pruebas de la autoría de Leonardo. Pero, al menos a mí, hay algo en el cuadro que llama poderosamente la atención y sobre lo que no he encontrado importantes referencias. La mano de la dama, sujetando el armiño (más bien se trata de un hurón albino), es una mano varonil, grande y que parece representar la mano de alguien más mayor que lo que refleja el rostro de la dama.





Siendo dos elementos perfectos en sí mismos, parecen mostrar una discordancia. Es como si mano y cara pertenecieran a cuadros distintos. Por más vueltas que le hemos dado, no hemos sido capaces de llegar a ninguna conclusión. ¿Lo quiso así Leonardo? Uno de los muchos misterios que rodean a este gran genio.

Etiquetas: , , ,

Búsqueda personalizada